El Mito “E” en el Metaverso

Monterrey, Mexico.

Acabo de dar una conferencia acerca del “Mito “E” en el Metaverso” y fue una gran experiencia. Muchos de los actuales emprendedores, que están buscando generar valor en estos nuevos unicornios, se enfrentan a una alta probabilidad de fracaso. El emprendimiento, como lo conocemos hoy, nació en Israel a finales de la década de los ochenta del siglo pasado. La caída de la URSS ayudó a millones de judíos a buscar una nueva oportunidad en Israel. La economía israelí en esos momentos no tenía la capacidad para crear tantos empleos. Había que tomar decisiones estructurales.  

 Una de las mejores ideas que han surgido para apoyar a los emprendedores son las Incubadoras de Empresas. Les permitieron a miles de judíos emigrados de la URSS convertirse en empresarios. La mejor manera de entender esta dinámica es leyendo el libro de Michael Gerber “El Mito E”. El error de una nueva empresa se esconde en que el fundador es un excelente técnico (Computadoras, programador, diseñador o gamer). De ahí en adelante toda gira alrededor de ser un autoempleado de 24/7. Los administrativos generan las estadísticas y estas… ¡No sirven de nada!  

 Para que un proyecto sea exitoso necesita que el técnico poco a poco vaya evolucionando hacía ser un tomador de decisiones. Debe de establecer procesos para que otros los ejecuten. Debe de construir un sistema de generación de estadísticas (Contable) para que entonces pueda analizar el desempeño de su proyecto. Cuando los inversionistas se acercan a estos unicornios lo que buscan es que la estructura del proyecto tenga tres pilares: Procesos de producción, administración confiable y tomadores de decisiones. Cuando falta uno de estos elementos entonces las probabilidades de fracaso son de más de un 70%.

 Las incubadoras de empresas redujeron a tan solo 20% el fracaso de las nuevas compañías. Esto ya que el trabajo técnico se convirtió en procesos y dejó de ser artístico. Cuando una nación ayuda a sus ciudadanos a emprender entonces cosas maravillosas empiezan a suceder. Sin embargo, el emprendedor es una especie de Llanero Solitario y no puede esperar a que la ayuda llegue de otros. Por eso te recomiendo leer este libro de Michael Gerber y adentrarte en el Metaverso con la óptica de un empresario exitoso. Esta década va a transformar la vida como la conocemos. ¿Estas listo?  

Compartir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.