Equipos de trabajo con responsabilidades sociales

Monterrey, Mexico.

Los bosques de Francia están en llamas. En España un pequeño accidente detonó un gran incendio forestal. Las inundaciones en Alemania son alarmantes y ya hay cientos de muertos. En Canadá la gente teme que el fuego se expanda y arrase con muchas de hectáreas verdes. En Estados Unidos las autoridades luchan contra los calores extremos. Mientras escribo estas líneas estoy a la espera de la llegada del huracán “Grace” a la península de Yucatán que es donde vivo en este momento. Además, hay una cultura antivacunas que pone nerviosos a muchos gobiernos.

Algo está saliendo muy mal en la forma en la que la humanidad hace las cosas. Pero ante estos eventos tan enormes surge una pregunta: ¿Qué puede hacer un ciudadano para ayudar a combatir estas catástrofes?. De entrada, podemos organizar los equipos de trabajo con el fin de crear una conciencia de cuidado del medio ambiente. Un dato muy importante es que si esta crisis fuera en 1980 la economía global hubiera tenido problemas muy severos. ¿Cuál es el factor que salvó al mundo en el 2020? La respuesta es la tecnología social y el internet.

Si la cultura de la movilidad empieza a moverse más en el sentido tecnológico y menos en el de energías fósiles vamos a dar un gran paso hacia adelante. Lo ideal es incorporar programas computacionales a la estructura administrativa de cada empresa y dejar, por completo, la dependencia en los edificios corporativos. Si se eliminan el 50% de las emisiones de carbono de la atmósfera, producto de la movilidad, entonces el calentamiento global va a perder fuerza. El siguiente paso es eliminar el carbón de la red eléctrica y disminuir en un 80% su uso para el año 2030.

Sin embargo, los equipos de trabajo multi generacionales van a enfrentar una revolución tecnológica nunca vista en la historia de la humanidad. La llegada de la era cuántica en las computadoras va a significar que la preparación requerida para trabajar en las empresas va a ser de carácter creativo e innovador. Conocimientos técnicos o de decisiones simples van a ser suplantados por los chips de tercera dimensión. La mezcla entre el cuidado del medio ambiente y los avances en materia de programación están creando un nuevo orden de trabajo. La vieja chimenea industrial se derrumba para dar pie a un sistema tecnológico.   

Compartir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.