HABLEMOS DEL INFRAMUNDO

Toluca, Mexico.

Para venir a explicar

¿qué es una “calaverita”?

no hay mejor forma de contar

que usando la copla en cita.

 

Es una extraña afición,

que tienen en mi nación,

por hablar de la ocasión

de tu llegada al panteón.

 

Aquí la muerte se llora

y al que no está se le añora,

pero no es impertinente

bromear  vivos de repente.

 

De las virtudes del amigo

se acostumbra  hacer halago

y dar literaria paliza

a quien no te simpatiza.

 

Se vale filosofar,

sobre lo que va a pasar,

cuál será la consecuencia

de las actuales carencias.

 

Crítica al que es disoluto

para ejercer cargo público,

relatar que ha de parar

en el averno sin tardar.

 

Una descripción jocosa

del tormento que le acosa

y de algún modo desquitar

la impunidad al actuar.

 

Debe de ser ocurrente,

pa divertir a la gente,

debe tener sutileza,

ser pícara en lo que expresa.

 

Puede ser pública e íntima,

hablar de lo que es  privado

con un mensaje delicado

en clave para el informado.

 

Es todo lo que tú quieras

lo que en verso poner puedas

y especules con la muerte

del personaje y su suerte.

 

¿Cómo iremos a partir,

qué será del alma nuestra?

Relacionado ha de estar

con lo que en vida dimos muestra.

 

Ya no puedo proseguir,

viene por mí la calaca,

harta de lo dicho aquí,

para echarme en una cloaca.

 

¿Por qué eres así huesuda?

de por sí la vida es dura

para llevarte inocentes

a destinos indecentes.

No es que yo haya sido un santo

ni un dechado de virtudes

pero en verdad no fue tanto

para que así me tortures.

 

Esperen, no me hagan duelo,

déjenme hablar al espectro.

Si vuelven a saber de mí

es que al fin la convencí.

Compartir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.